embarazo-dientes

¡No blanquees tus dientes si estás embarazada!

Durante el embarazo cambian muchas cosas en tu cuerpo, y tu boca no es la excepción.

Los cambios hormonales que vas sufriendo hacen que las encías se vuelvan más sensibles a la acumulación de placa bacteriana, favoreciendo la aparición de gingivitis.

Los vómitos que te afectan en esta etapa también causan cambios, principalmente en el PH de tu boca. Esto genera que aparezcan caries más fácilmente, además de causar erosión ácida en el esmalte dental.

Estos inconvenientes quizás te hagan querer aplicar tratamientos dentales para palear estos efectos, pero por ningún motivo te hagas un blanqueamiento dental.

Los ortodoncistas no recomienda realizar este procedimiento estético si estás embarazada, amamantando o con tratamientos de fertilidad.

El principal motivo es que estos tratamientos suelen utilizar óxido nitroso, el cual aumenta el riesgo de aborto espontáneo en los primeros meses  de gestación y el de parto prematuro en los últimos.

Si quieres evitar de manera natural los problemas que los cambios hormonales pueden causar en tu boca, es importante que cuides tu salud bucal, cepillando regularmente tus dientes, y te alimentes equilibradamente.

Video Destacado