La desconocida razón por la que los niños dibujan en las paredes

Si bien para muchas provoca un dolor de cabeza, lo cierto es que es un fenómeno que la mayoría de los niños experimenta.

No hay madre en el mundo en que su pequeño hijo no haya rayado alguna pared. Y es que es como un placer culpable para los niños, dejar su marca en cuanto espacio encuentra en el hogar.

Si bien para muchas provoca un dolor de cabeza, lo cierto es que es un fenómeno que la mayoría de los niños experimenta. Pero… ¿Qué hay detrás? Según señaló la terapeuta de niños con dificultades de aprendizaje, Usha Patel, escribir en la pared ayuda al menor a desarrollar la parte superior de su cuerpo, es decir, a tener mejor coordinación y a desarrollar la fuerza, consignó Ahora Noticias.

Por otra parte, la magister en psicología del Desarrollo Humano, María Elena Lorenzo, “un niño que tiene un año de edad aproximadamente logra agarrar un lápiz o un color y desea expresar su talento. El niño necesita dibujar, por lo que pinta en cualquier espacio en donde tenga posibilidades de dejar su huella”.

Para que esto no sea una molestia, lo ideal es que la madre ponga papel en la superficie, o compre una pizarra para que el niño pueda dibujar.

¿A qué madre no le ha pasado?

Video Destacado