Tía Sonia se la juega con su propia Gala en “La Divina Comida” de CHV… ¡Estos son sus invitados!

¿Quién ganará?

Este sábado a las 22:30 horas se estrenará un nuevo capítulo de “La Divina Comida”, que estará marcado por las simpáticas, suegra de Chile “Tía Sonia”, y la española conductora de nuestro canal Eva Gómez. También estuvieron dos galanes en este episodio, Julio Jung Jr. y Leo Rey quienes sorprenderán con una entretenida velada. Una semana llena de baile, canto y grandes conversaciones.

La primera noche los invitados se trasladaron a través de los sabores a Sevilla, ciudad natal de Eva Gómez, quien sorprendió con la comida, el ritmo y colores de su tierra. Una vez terminada la cena, Eva los quiso sorprender con un baile típico de su ciudad: “Como anfitriona les quería mostrar parte de mi cultura, del flamenco, la sevillana que son bailes propios de mi Tierra”, señaló la conductora de TV.

Con la presencia de su padre durante la preparación del menú en la segunda noche, el galán Julio Jung Jr. encantó a todos los convocados por ser un anfitrión de excelencia. Julio preparó la mesa con velas en la terraza de su casa, y antes de comenzar la velada se permitió contar la historia sobre el nacimiento de su hija. Este hecho lo emocionó hasta las lágrimas declarando que “son mis ojos, mi corazón, mi todo…la familia que acabábamos de armar la Tati (su esposa) y yo”.

En la tercera noche descubrieron al nuevo Leo Rey, quien mostró su lado más humilde y sus grandes pasiones. El fanático del video juego “Mortal Kombat” nombró la entrada de su menú en alusión al juego, pero la preparación fue basada en platos ecuatorianos conocidos gracias a su esposa. Durante la entrada, Leo se confiesa y cuenta sobre su la relación con su madre, padre, y lo que significa ese hombre para él: “Mi papá fue quien cumplió ambos roles, él era mi héroe y mi propio Superman”.

Luego de la revelación del cantante de cumbia, fue el turno de la “Tía Sonia” denominando su plato principal como pavo “Suegra de Chile”. En esta cuarta y última noche la temática escogida fue una pequeña recreación de lo que fue la Gala de Viña, por lo que los congregados a esta cena final tuvieron que vestirse de manera elegante para desfilar por la alfombra roja, pasar por la “Mani Cam”, y finalmente llegar a la casa de la Tía Sonia.
La cena fue entretenida y cargada de risas, y muchos sorprendidos por el proceso de cada noche que logró Sonia, ya que es caracterizada por ser muy complicada al momento de comer y de no cocinar: “Ya estoy probando comida, degustando y cocinando” confiesa.